E-commerce: Pasos previos (1ra parte)

Los pasos previos para comenzar con el e-commerce en el emprendimiento.

El e-commerce es una manera de realizar comercio a través del Internet, pero como todo proceso de compra venta que se realiza por la red, es necesario poder tomar en cuenta para que la incursión del emprendedor en el e-commerce no sea un fiasco.

En un primer lugar, hay que tomar en cuenta que poseer un atractivo y eficiente sitio en Internet no basta para realizar acciones de e-commerce. Por eso, antes de de comenzar con acciones de e-commerce, es necesario que el emprendedor sea capaz de poder productos y/o servicios de nivel, junto con pensar en aplicar acciones de marketing, además de poder fidelizar a los clientes. Si, el emprendedor es capaz de poder tomar en cuenta estos aspectos previos, podrá tener el soporte necesario para que el e-commerce pueda tener alguna posibilidad de éxito.

Es por esto que el emprendedor no debe olvidar nunca que el sitio web es el punto de venta por Internet, por eso que la página debiera ser lo más funcional y amigable para quien lo visite. En relación a los aspectos técnicos, el sitio web debiera ser capaz de poder aceptar los botones del e-commerce, por eso, debe tener un hosting que permita tener el sitio en un espacio virtual seguro, que sea amigable con los usuarios y que sea fácil de entender y poder visitar.

En un segundo punto, es el hecho de que el emprendedor no puede quedarse atrás tecnológicamente. El emprendedor debe tomar en cuenta que cada cierto tiempo se crean nuevas aplicaciones para el comercio electrónico, toda clase de gadgets y la ampliación de las formas de pago, aunque hoy en día el más usado por los cibernautas son las tarjetas de crédito, hay otras maneras como las transferencias en línea y los depósitos bancarios que están creciendo de manera importante.

El emprendedor debiera tomar en cuenta que a pesar de todos las mejoras que se puedan realizar al sitio web, las ganancias pueden venir, pero estas no serán en el corto plazo. Para ello, el emprendedor deberá tener a mano, algún informe de mercado que pueda tener claras las proyecciones de mediano o largo plazo que pueda tener el sitio ya con el e-commerce. Es por ello que el emprendedor debiera pensar en un plan de mediano y largo plazo, que permita cumplir las metas del emprendimiento, sin que la inversión en el e-commerce no genere desajustes financieros.