El emprendedor frente al Internet y las redes sociales

El emprendedor frente al Internet y las redes sociales

El emprendedor frente al Internet y las redes sociales.

El hecho de que el emprendedor pueda vender en la era de las redes sociales, ha significado un cambio importante en las estrategias de marketing. Pese a que el consumidor siempre ha sido inquieto, ya que muchas veces consulta con sus amigos o parientes para saber como ha sido su experiencia de compra. Pero la existencia del Internet como las redes sociales, generó una revolución que cambió el sentido y el como comprar de una manera drástica y que ha influido no sólo en el consumidor sino que también en el emprendedor.

En pocas palabras, podemos definir este cambio radical en las siguientes actitudes que se dan en el consumidor. Antes de la irrupción de Internet y las redes sociales, el consumidor siempre pedía asesoría a alguien de su círculo, ya sea un pariente o amigo o directamente pedir que lo acompañe en el proceso de compra. Actualmente, los consumidores piden ayuda mediante Internet o equipos móviles, ya que quieren manejar todo en el momento. Ya no buscan durante días para comprar en el lugar más barato, sino que quieren saber como hacer su compra en pocos minutos y a lo sumo, en horas usando Internet como medio de interacción, tanto entre sus conocidos como con la empresa.

¿Y que puede hacer el emprendedor para enfrentar los cambios? El emprendedor, como consecuencia del uso masivo del Internet y las redes sociales, debe tomar en cuenta que muchas de las decisiones de compra pasan por el Internet y no por los medios y canales tradicionales de compra y venta. Es por ello, que el emprendedor deberá adoptar una nueva conducta, ya que tiene que tener claro que ya no puede obviar al poder de influencia que tienen tanto Internet como las redes sociales. Es por ello que el emprendedor deberá necesariamente aprender a ser más sociable en la red. No basta con ser simpático en el trato, sino que tiene esa simpatía tiene que traspasarse al Internet y las redes sociales ya que debe ser receptivo a las dudas y inquietudes que tengan los potenciales consumidores de los productos y servicios, ya que una excelente atención al cliente, redundará en una buena reputación en las redes sociales, que incidirá en las ventas.

El emprendedor tiene que recordar que cualquier opinión buena o mala, puede circular con extrema facilidad en las redes sociales. Es por ello que el emprendedor tiene que tomar en cuenta lo anterior, para que su relación con las redes sociales no sea traumática.