Emprendimientos ecológicos


El caso de una pareja de New York que comenzó a criar peces en un departamento.
Muchas personas suelen estar desconformes con su empleo, con su lugar en la sociedad y quiere cambiar, pero muchas veces no se sabe por dónde empezar. El caso de esta pareja es particular, ambos, marido y mujer eran exitosos hombres de negocios que trabajaban en el corazón financiero de New York. Llegaban día a día a la Gran Manzana, como otros cientos de miles que hacen lo mismo a diario, pero un día decidieron que ese estilo de vida ya no iba más para ellos y se embarcaron en un proyecto extraño.
Imagina, como poder plantear un proyecto eco sustentable y que además sea rentable en una ciudad gobernada por grandes edificios de cemento.
Lo cierto es que estas dos personas, comenzaron un proyecto de acuaponía. De esta manera crían peces y plantas acuaticas en un espacio impensado, un departamento en el centro de New York.
El stress que ambos estaban atravesando a causa de la presión de trabajar en el corazón financiero del mundo, hizo que buscaran por una alternativa totalmente diferente a lo que estaban acostumbrados a hacer y para lo que habían sido formados.
Las dimensiones del espacio son pequeñas, y el equipo que se utiliza para la reproducción de peces y plantas destinadas a la alimentación no ha sido costoso. Una vez más, puede observarse como el espíritu emprendedor puede superar cualquier tipo de obstáculos.
Para comenzar, con el ecoemprendimiento, la pareja construyó la estructura básica del sistema con cubos de basura, que iban reciclando o tomando de amigos que comenzaron a ayudarlos cuando les contaron la idea.
Con los pocos conocimientos que tenían se lanzaron a la aventura, y montaron un proyecto poco ambicioso, pero terriblemente arriesgado. De esta manera, pudieron comenzar con un proyecto que satisfaga sus intereses y que además pueda ser rentable.
De esta manera pudieron poner la experiencia ganada en el mundo de los negocios, para aplicarlas en un proyecto propio, que por supuesto se convirtió en un éxito.
Fue así que el matrimonio compuesto por Toole y Pozdeeva, se convirtieron en dueños de su propio emprendimiento, y en un referente en materia de ecología urbana.
Además de su emprendimiento que le permite producir alimentos orgánicos en un pequeño departamento del Bronx, la pareja comenzó un proyecto solidario en donde comparten sus conocimientos en uno de los sectores más desfavorecidos de los Estados Unidos.

2 comentarios sobre “Emprendimientos ecológicos”

  1. Un gran ejemplo que puede motivar a muchos otros a embarcarse en la aventura de ser emprendedor. Lo más importante es hacer algo conlo que estés agusto.

  2. Muy bueno el emprendimiento, soy de argentina y estoy interesado en el cuidado del medio ambiente, en desarrollo sustentable respetando a la madre tierra y en las ideas nuevas para cambiar la actual estructura, desearia recibir informacion sobre su proyecto porque realmente es muy bueno. Saludos desde Rosario (Argentina)

Los comentarios están cerrados.