Emprendimientos familiares: algunos tips

Una cosa es la familia y otra el negocio. Emprendimientos familiares: algunos tips

Emprendimientos familiares: algunos tips
Emprendimientos familiares: algunos tips

Emprendimientos familiares: algunos tips

Uno de los tipos de empresas más comunes, ya sean grandes compañias o pequeños emprendimientos, que existen en América Latina son los emprendimientos familiares. Esta clase de empresas tienen una serie de particularidades que la hacen totalmente diferentes del resto y es por ello que mencionaremos una serie de tips con el fin de que los emprendimientos familiares puedan salir a flote sin ningún problema.

El primero de los tips para poder tener a flote los emprendimientos familiares, tienen que ver con una regla básica, separar las relaciones de parentesco con las de trabajo. Por lo general, tener parientes en un trabajo siempre implica una relación particular en lo referente a sueldos y obligaciones, donde por el hecho de ser hermanos o hijos/as del dueño quieren una posición de poder. Esto obliga a dejar claro por parte del emprendedor que una cosa son las relaciones familiares y otras son las de trabajo, quedando las de parentesco en el hogar, privilegiándose las de trabajo.

El segundo de los tips para que puedan andar los emprendimientos familiares, es colocar a los parientes en los cargos, pero dependiendo de sus habilidades que posean. Este debiese ser el criterio principal, más que la relación filial. Por ejemplo, si uno de los hermanos es un excelente vendedor, debiera quedar a cargo de las ventas, otro que sepa de finanzas a cargo de las cuentas y así designando a los miembros de la familia que quieras ingresar al negocio.

El tercero de los tips para que puedan funcionar los emprendimientos familiares, está relacionado con el hecho de que las peleas y diferencias familiares deben necesariamente quedar fuera del negocio. Es válido que dentro de las familias existan ideas y posiciones divergentes, pero el problema es cuando estas se trasladan al lugar de trabajo. Lo recomendable es dejar fuera del negocio todas las divergencias entre los parientes ya que estas pueden contaminar las relaciones laborales y por ende, el funcionamiento de la empresa.