Las 3 reglas del emprendedor chino

Un nuevo tipo de emprendedor se encuentra en América Latina, el emprendedor chino. Las 3 reglas del emprendedor chino

Las 3 reglas del emprendedor chino

Las 3 reglas del emprendedor chino.

Una nueva clase de emprendedor se ha instalado en diversos tipos de negocios en América Latina, este es el emprendedor chino. Lavanderías, comercializadores de productos chinos, restaurantes y supermercados son la cara visible de su presencia, ya sea en Ciudad del Este, Buenos Aires, Santiago, Lima o Tijuana. Pero hay que tener claro que su éxito no ha sido gratuito, sino que ha sido consecuencia de su duro trabajo para lograr el éxito. Es por ello que mencionaremos las 3 reglas del emprendedor chino, con el fin de poder entender como han triunfado en el mundo de los negocios.

La primera de las 3 reglas del emprendedor chino es bastante sencilla, ya que buscan instalarse en un puesto o negocio bien ubicado, pero que sea su alquiler sea económico. Por lo general, los negocios de los emprendedores chinos se encuentran siempre en lugares de gran afluencia de público, pero que su alquiler sea de bajo costo en relación a los otros negocios que están en el sector.

La segunda de las 3 reglas del emprendedor chino tiene que ver con la edad de que entran al mundo del emprendimiento. A diferencia del común de los latinoamericanos que empiezan más allá de los 25 años, los emprendedores chinos comienzan su recorrido a partir de los 18 años, sin importar que les vaya mal en su primera aventura ya que saben que si fracasan, esto les servirá como una valiosa experiencia para el futuro.

La tercera de las 3 reglas del emprendedor chino, está relacionado con el hecho de que el emprendedor chino no se apega al rubro comercial en que está desarrollando, es decir, si fracasa, puede cambiar de de tipo de negocio sin mayores problemas, hasta que de con el que le funcione.