¿Por que hay que renovar el plan de negocios? Primera parte

¿por que hay que renovar el plan de negocios?

¿Por que hay que renovar el plan de negocios? Primera parte

Uno de los documentos pilares para cualquier emprendedor, y por ende, para cualquier emprendimiento, es el plan de negocios. Pero no significa que el plan de negocios sea un documento que no sufra ninguna clase de modificaciones, ya que como el emprendedor se habrá dado cuenta con la práctica, tanto el mercado como las coyunturas son dinámicas y esto obliga a estar siempre atentos a los cambios, y por ende, para modificar el plan de negocios.

Esta situación hace que aspectos fundamentales del plan de negocios como el fijar precios reajustados según la inflación, lo cual es realmente un tema en países latinoamericanos como una inflación creciente como Argentina y Venezuela, el costo de los insumos y otros aspectos prácticos que hacen que se tenga que renovar cada cierto tiempo el plan de negocios.

Por ejemplo, en lo relativo a los precios, estos tienen que ser fijados más allá de lo que se quiera ofrecer, ya que siempre están supeditados al costo de la materia prima o al valor de la mano de obra. En este último punto, este incide bastante en los precios, dependiendo del lugar donde se encuentre. Por ejemplo, en México o Brasil, el costo de la mano de obra es mucho menor que en Argentina, Uruguay o Chile, así que no incidirá mucho en la fijación del precio, mientras que en los países del cono sur, los costos en relación a salarios serán muchos mas altos y por ende, influirán en el plan de negocios en materia de elevación de costos, dado que los sueldos mínimos son mayores que en México, Brasil y buena parte de América Latina, lo que obliga a la corrección de los mismos.

Este escenario, viene de la mano con el factor inflación, ya que es un elemento que obliga a reajustar los precios, y por ende, el plan de negocios. En algunos países de América Latina como Venezuela y Argentina, existe de facto una alta inflación, la que es notoria en el precio de materias primas y insumos, que no siempre pueden ser absorbidos por el emprendedor y que obligan al emprendedor a tener que reajustar los precios de los productos y servicios que ofrece. Este escenario fuerza al emprendedor a rehacer en términos de costos el plan de negocios, ya que si no refleja la situación financiera actual, quedará como un documento que se quedó desactualizado y perderá valor.