¿Que clase de emprendedor eres? algunos tipos

Hay varias categorías. ¿Que clase de emprendedor eres? algunos tipos

¿Que clase de emprendedor eres? algunos tips
¿Que clase de emprendedor eres? algunos tips

¿Que clase de emprendedor eres? algunos tipos

Cuando pensamos en los emprendedores nos imaginamos una serie de personas dispuestas a generar ingresos mediante su esfuerzo y trabajo productivo. Pero no todos los emprendedores son iguales, sino que hay diversos tipos de ellos. Es por ello que mencionaremos algunas características de las diversas clases de emprendedores que podemos encontrar en el mercado y que servirán para ubicarte en que clase de emprendedor eres.

La primera de las categorías para saber que tipo o clase de emprendedor eres, es el denominado emprendedor clásico, que es el cree que debe invertirse permanentemente para poder seguir creciendo con el negocio, más allá de los vaivenes temporales que se pueden encontrar en el desarrollo del negocio.

El segundo de los tipos de emprendedor que podemos mencionar, es el llamado emprendedor prudente. Este tipo de emprendedores, por lo general, son excelentes y ordenados administradores del negocio, además de ser muy precavidos y conservadores tanto en los gastos como en las inversiones.

La tercera de las clases para poder definir que clase de emprendedor eres, es el esforzado. Este acepta tener que todos los trabajos que haya que hacer, si hay que quedarse hasta tarde en el negocio lo hace sin problemas. Pero a la vez, le gusta gastar en accesorios para si mismo, en cierta manera, para compensar el esfuerzo realizado.

La cuarta de las categorías para definir que tipo de emprendedor eres, es el denominado emprendedor prudente o paciente, quien tiene la particularidad de no aspirar a tener grandes cantidades de dinero como consecuencia de su esfuerzo; pero a la vez, puede invertir a largo plazo, ya que es paciente y no le apura la ganancia rápida, sino que es de lo que pueden esperar sin mayores problemas, ya que se arman de paciencia para lograr su objetivo: una inversión rentable en el tiempo.